La limpieza de los dientes y las encías


Como la mayoría de las personas, usted sabe, que la limpieza de la boca es muy importante.
Una boca limpia lo hace sentirse bien, le da un aliento agradable y fresco, además hace  más atractiva la sonrisa. Tal vez desde niño ha oído decir que deben cepillarse los dientes todos los días y hasta es posible que haya oído hablar del uso de la seda dental. Pero, como muchísimas personas, puede que no sepa el porqué de estos consejos.
El propósito de cepillarse los dientes y usar la seda dental es quitar la delgada capa gelatinosa que se forma constantemente sobre los dientes y que aloja a las bacterias (biofilm) que, aunque ocurren naturalmente en la boca, causan daño los dientes. Esta capa gelatinosa, que los odontólogos llaman placa dent-bacteriana es la causa principal de las caries y de la enfermedad de las encías. Veamos como causan tantos problemas esas bacterias.
La placa Dento- Bacteriana causa problemas
Muchos de los alimentos que se comen normalmente también alimentan las bacterias que tenemos en la boca, que al hacer su digestión producen ácidos. No solamente los alimentos azucarados son del grado de las bacterias, también los almidones contenidos en el pan, cereales, las galletas y las pastas terminan formando ácidos. Si usted come con frecuencia alimentos ricos en azucares y almidones como son las golosinas y las botanas, tendrá una alta producción de ácidos en la boca. Con el tiempo esos ácidos van disolviendo el esmalte y dando origen a las caries.
En la placa también se depositan minerales (iones de calcio) que con el tiempo irritan a las encías, las enrojecen,  las inflaman hasta ponerse sensibles y sangran con facilidad. Después de un tiempo esas encías irritadas se van separando de los dientes en el espacio que se forma entre encía y el diente donde se acumulan más y más bacterias llegando  a formar pus. Si no se tratan estas encías, el hueso que sostiene el diente puede debilitarse y destruirse. Los dientes ´pueden llegar a aflojarse y en casos extremos a caerse. Esta comprobado que en las personas adultas la enfermedad de las encías es la causa principal de la perdida de dientes.
Una manera de prevenir las caries dentales y la enfermedad de las encías es tener una alimentación balanceada y no comer golosinas entre comidas sin lavarse los dientes.
La mejor manera de quitar la placa que causa la caries dental es cepillarse los dientes y usar las seda dental todos los días. El cepillo quita la placa de las superficies de los dientes debiendo  usarse al menos tres veces por día y después de ingerir alimentos entre comidas. El tamaño del cepillo debe ser adecuado al de su boca. Elija una forma de cabeza y de mango que le acomode y que le permita llegar  a la parte ´posterior de las muelas con facilidad. En si estas características no son tan importantes como la frecuencia y el cuidado con el que se cepille. Use una pasta dental con fluoruro que ayuda a proteger a los dientes de las caries al favorecer el endurecimiento del esmalte.
Los espacios entre los dientes, a donde el cepillo no puede llegar se limpian con la seda dental o unos cepillos delgados de forma cónica o cilíndrica llamados cepillos interdentales. La seda dental es indispensable en la prevención de la enfermedad de las encías. Lave los dientes con regularidad, coma  alimentos saludables, evite golosinas y visite regularmente a su dentista así  tendrá dientes saludables y una bella sonrisa para toda la vida.
Instrucciones para un cepillado correcto

  1. Cepille las caras exteriores de los dientes, colocando el cepillo a 45° entre la encía y los dientes realizando un cepillado en forma de barrido siempre de la encía hacia el diente.
  2. Cepille las caras internas de los dientes de la misma forma
  3. Cepille las caras masticatorias con movimientos circulares y de entrada y salida
  4. Cepille las caras internas de los dientes de enfrente haciendo movimientos de entrada y salida. Además se debe cepillar encías, lengua,  paladar y la parte interna de las mejillas.

 
Instrucciones para el uso de la seda dental
Corte un trozo de seda dental de unos 30 a 40 cm de largo. Enrolle la mayor parte en el dedo del corazón de una de las manos enrolle el resto en el mismo dedo de la otra mano. Sobre ese dedo se ira enrollando la seda a medida que se vaya limpiando tome la seda dental entre el pulgar e índice de cada mano y guíela entre los dientes con un movimiento de vaivén, recargándose a cada superficie del diente. Al hacer contacto con la encía curve la seda en forma de la letra c contra el diente y deslice  suavemente al espacio que hay diente y la encía. Apriete firmemente la seda dental contra el diente y raspe la superficie con un movimiento que va de la encía hacia la punta del diente. Repita el mismo procedimiento en cada lado de todos los dientes y muelas, sin olvidar la parte de atrás del último molar .Las personas que tengan dificultad para usar la seda dental pueden usar alguno de los mangos auxiliares para la seda u otro tipo de limpiador interdental, como los cepillos interdentales o estimuladores de goma, no utilice palillos.
 

< Regresar

 

Vuelve a Sonreír

 

::: Sucursal Implantes dentales :::

Emiliano Zapata S/N esquina privada Santa Cecilia Col. Santa Ursula Texcoco, Edo. de México C.P. 56150

Teléfono 1: 01 595 95 5 34 87

Teléfono 2: 01 595 93 146 30

::: Sucursal Punto Doc :::

2a. Cda. Las Salinas, San Pedro, Texcoco de Mora, Estado de México.

Teléfono: 01 595 95 4 56 94